Cronología revisada de Liang Bua sugiere la llegada de Homo sapiens a la isla de Flores hace 46.000 años

Un nuevo trabajo publicado en Journal of Human Evolution ha dado a conocer la reciente revisión de la estratigrafía y la cronología de la secuencia de los depósitos sedimentarios de la Cueva de Liang Bua, en la isla de Flores (Indonesia). La secuencia sedimentaria cubre desde hace 190.000 años hasta el presente.

El análisis e interpretación  de la secuencia es muy interesante porque en esta cueva aparecieron los restos del conocido Homo Floresiensis; en base a la nueva revisión se ha establecido una nueva cronología que permite conocer que los restos de Homo Floresiensis tienen una antigüedad de entre 100.000 y  60.000 años.  

Estudios geológicos han permitido saber que sucedieron varias erupciones volcánicas a lo largo de estos miles de años, identificadas en distintas tefras, en concreto ocho, que aparecen a lo largo de la secuencia estratigráfica. En función a las ocho tefras identificadas se han establecidos ocho unidades estratigráficas principales.


Estratigrafía de Liang Bua - Imagen Journal of Human Evolution

Los estudios de la fauna y del material lítico a lo largo de toda la secuencia arrojan unos datos que pueden ser determinantes para establecer la extinción de Homo Floresiensis y la llegada de Homo sapiens a la isla de Flores. Los análisis indican que el cambio más pronunciado en la estructura de la fauna se produjo inmediatamente después de la deposición de la tefra T3, entre hace 50.000 y 47.000 años. A partir de esta T3 ya no aparecen restos de Homo Floresiensis, así como de otra fauna de la isla que aparecía de forma recurrente antes de esta erupción volcánica, tales como  Stegodon florensis insularis (un elefante de pequeñas dimensiones), la cigüeña marabú gigante ( Leptoptilos robustus ) y el buitre ( Trigonoceps), por lo que concluyen que todas estas especies se debieron extinguir hace unos 50.000 años.

Paralelamente, el estudio del material lítico y de los patrones de  comportamiento de los seres humanos arroja otro dato; antes de la erupción volcánica representada en la tefra 3, el material más utilizado para elaborar las herramientas eran rocas volcánicas, sin embargo a partir de hace unos 46.000 años el material más utilizado es el sílex, un material utilizado de manera recurrente por las poblaciones de Homo sapiens. Del mismo modo, hay un incremento del consumo de moluscos a partir de la Tefra 3, por lo que ambos factores, podrían ser claros indicios de la presencia de Homo sapiens en la isla.


Material lítico de Liang Bua (Mark Moore 2009)


Cabe recordar que el material lítico aparecido en toda la secuencia estratigráfica llevó a los investigadores a la conclusión de que tanto Homo Floresiensis como Homo sapiens utilizaron las mismas técnicas de descamación y reducción de los núcleos, creando instrumentos parecidos. Por esta razón resulta importante este cambio en la utilización de la materia prima; la roca volcánica era más abundante, mientras que el sílex requirió quizás ser transportado desde distancias más largas, una práctica muy habitual entre las poblaciones de Homo sapiens.

Recordar que en Indonesia se demostró que una serie de pinturas rupestres localizadas en siete cuevas a lo largo del relieve kárstico de Maros, en Sulawesi, tendrían una antigüedad de unos 40.000 años aproximadamente, siendo indicador claro de la presencia de Homo sapiens en la zona.





Fuentes:



Comentarios

Debate-Comentarios